Soberanía y elecciones, las grandes cuestiones del próximo curso


302 - 26 de julio de 2015

María L. NÚÑEZ
A partir de septiembre en el panorama nacional de La Semana se presentará un escenario marcado por dos hechos fundamentales: los comicios de corte independentista que supuestamente se celebrarán en Cataluña a finales de septiembre y las elecciones generales de otoño.

Después de un semestre plagado de pactos, elecciones y nuevos actores políticos, el período estival da un respiro para volver a poner sobre la mesa temas trascendetales para España en lso próximos años.


El año arrancaba con unos comicios autonómicos adelantados, los de Andalucía, cuyo resultado, en forma del pacto entre PSOE y Ciudadanos no se resolvió hasta después de las elecciones autonómicas y locales de mayo. Unos comicios, estos últimos, que han cambiado el mapa político de las regiones y ayuntamientos. Nuevos actores emergentes se han sumado al espectro político de nuestro país. En muchos casos, los recién llegados a los parlamentos y plenos han sido la llave para lograr gobiernos. Y, por encima de cualquier protagonismo, se sitúan los pactos, escenarios en los que unos y otros ponen sobre la mesa exigencias y acuerdos que dibujan un nuevo territorio de acción. Solo el tiempo nos dirá si fueron adecuados o no.


La primavera también nos ha traído nuevos casos de corrupción, uno de los grandes males endémicos de la política española durante lso últimos años, y el principal escollo para acercar la política a la ciudadanía. El verdadero cambio es que los políticos trabajen con vocación de servicio público a la ciudadanía y no como motor de negocios, corruptelas y enriquecimientos varios. La confianza de un país está en juego.


Un país que se enfrentará, previsiblemente, a un gran reto en septiembre: los comicios con tintes independentistas que se celebrarán en Cataluña. La soberanía, el cumplimiento de la ley y los enfrentamientos entre divergentes marcarán la agenda a la vuelta de las vacaciones.


Y sin apenas respiro para coger fuerzas, bien entrado el otoño se celebrarán elecciones generales. La continuidad o el cambio, los pactos previsibles e imprevisibles…todos ellos se pondrán a trabajar para que los titulares reflejen el devenir de nuestros días. Una tarea apasionante que emprenderemos, como cada nueva temporada, aquí en La Brecha.